martes, 26 de agosto de 2008

el perro y su reproducción sexual

La reproducción de los perros : --->>
El ciclo sexual, la monta, la inseminación artificial, el diagnóstico de gestación, la gestación, el parto etc son algunos de los temas que tratamos en este capítulo que esperamos sea de su interés.
En las hembras la pubertad o capacidad para reproducirse se alcanza dependiendo de la raza entre los 7 y 12 meses de edad.
Generalmente el primer ciclo sexual se presenta entre los 8 y 9 meses de vida, pero no se recomienda que una perra tenga su primer camada antes de los 15 meses, tiempo en el que estará completamente madura física y mentalmente. Sin embargo ha habido casos de hembras que han tenido cachorros antes de esa edad sin mayores problemas para ella o para los cachorros.
Por el otro lado, los machos dependiendo de la raza están en posibilidad de iniciarse como sementales desde el inicio de la pubertad o principio de la vida adulta (15 a 18 meses de edad) cerciorándose que sus órganos genitales externos sean anatómicamente y razonablemente normales y maduros. También podemos auxiliarnos de las características sexuales secundarias como el hecho de orinar levantando la pata, mercar el territorio por medio de orina, atracción hacia las hembras, embarnecimiento del perro y producción de semen.
Características Físicas y de salud a considerar en una hembra apta para la reproducción.
Mucha gente considera que la hembra es más importante para determinar la calidad de los cachorros.
Deberá tener robustez, salud y ser razonablemente típica para la raza.
Debe estar lo mas posible libre de faltas en tipo y conformación.
Ser femenina, sin signos de nerviosismo y con buena cabeza, dentición adecuada para la raza, buen hueso, buena amplitud de pecho, pelaje y color adecuados, que todas las partes del cuerpo encajen adecuadamente una con otra (cuello con cuerpo, miembros o cola) y que tenga un movimiento libre, elástico y con alcance.
Estar en etapa de estro de acuerdo con la citología vaginal exfolitativa, examen físico general de la hebra, examen de libre de brucelosis y vigencia de vacunas
Características Físicas y de salud a considerar en un macho apto para la reproducción.
Nunca use a un perro que no ha sido probado como semental.
Utilice un perro como semental por sus méritos como reproductor no por sus campeonatos.
Debe ser un macho, con buen temperamento, una conformación típica para su raza, su sexo y sin grandes faltas en tipo y conformación.
Ser masculino, sin signos de nerviosismo y con buena cabeza, dentición adecuada para la raza, buen hueso, buena amplitud de pecho, pelaje y color adecuados, que todas las partes del cuerpo encajen adecuadamente una con otra (cuello con cuerpo, miembros o cola) y que tenga un movimiento libre, elástico y con alcance.
Examen físico general del macho, examen de libre de brucelosis, espermiograma (estudio de los espermetazoides) y vigencia de vacunas.